Alquilar un barco en Hungría desde Casa

 

Alquilar un barco en Hungría desde Casa con Vientoaparente.com , Hungría se sitúa en la región central de Europa, en la Cuenca de los Cárpatos, rodeada por los Alpes, los Cárpatos y los Alpes Dináricos. Su superficie ocupa el uno por ciento del continente europeo. La decisiva mayoría de la población habla el húngaro, idioma que pertenece a la familia lingüística fino-ugria.

La capital de Hungría es Budapest que se creó en 1873 mediante la fusión de las ciudades de Buda, Pest y Obuda. La capital tiene dos millones de habitantes y hoy es el centro de la administración, de la cultura, de las ciencias, de la industria, del comercio y de las comunicaciones del país.

Recibe cada año gran cantidad de turistas que acuden al país por sus grandes posibilidades en cuanto a monumentos y naturaleza.

Posiblemente el destino más conocido dentro de Hungría sea su capital, Budapest. Ya sea como destino único, o como parte de circuitos, la gran mayoría de los viajeros la acaban visitando.

Es famosa por tener dos partes, Buda y Pest, una a cada lado del río Danubio, aunque poca gente sabe que en realidad la ciudad se fundó a partir de la unión de Buda, Pest y Obuda.

 

Además de la capital, Hungría ofrece otras ciudades como Gödöll, donde visitar el palacio de verano de la emperatriz Sisí, o ciudades-balneario como Balatonfüred, donde dejarnos llevar por el relax en palacios que conservan el lujo y la opulencia de la vieja Europa.

Alquilar un barco en Hungría desde Casa, La mejor época para un viaje a Hungría es el verano, cuando el clima es más cálido. El tiempo en primavera y otoño puede ser muy agradable. Así que los mejores meses para visitar Hungría son los que van de mayo a octubre.

Menos conocido que Budapest y sus alrededores o la zona del lago Balaton, el norte de Hungría ofrece suficientes sorpresas como para que merezca la pena dedicarle un cierto tiempo. En el recorrido por esta región descubriremos ciudades y fortalezas de gran belleza y larga historia, como Eger y Sárospatak, deslumbrantes fenómenos naturales, como las cuevas de estalactitas de Aggtelek, declaradas Patrimonio de la Humanidad, enormes valles de viñedos, donde se consigue el tokaj, uno de los mejores vinos del mundo y pueblitos anclados en el tiempo, como Hollókő, también Patrimonio de la Humanidad.

 

En esta región se encuentra el punto más alto de Hungría, Kékestető, de 1014 metros de altitud. Si dejamos pasear la vista desde él, descubriremos un magnífico paisaje con colinas cubiertas de bosques y valles entre medias por los que discurren calmadamente ríos y arroyos. Campos de vides, praderas cubiertas de lavanda y, como pinceladas de color, las torres de las iglesias y pequeñas aldeas que conservan vivas tradiciones seculares. Recorriendo este lugar aparecerán acogedoras ermitas y también monumentales catedrales, hoteles de lujo y cómodas casas rurales, ruinas de castillos medievales y suntuosos palacios barrocos, aguas termales y enormes rebaños de hermosos caballos…

 

La costa norte tiene una oferta de ocio más variada en comparación con la sur ya que está más enfocada al turismo de sol y “playa”. En el norte no hay discotecas ni grandes hoteles (salvo dos o tres en Füred). Los pueblos cubren las laderas de las pequeñas montañas, con las casitas cayendo hasta la orilla del lago. Balatonfüred, al este, es la ciudad más importante de la parte norte. Es la localidad más bella. En tren son casi dos horas desde Budapest. Además, al lado está la península de Tihany, el que seguramente sea el lugar más bonito de todo el Balaton. El mirador situado junto a la abadía es espectacular, como lo son las calles del pueblo, y su pequeño lago interior.

 

La mayor atracción de Balatonfüred es su paseo costero, el llamado Tagore sétány. Bajo el manto de unos enormes y preciosos árboles podemos pasear por la orilla del lago, donde viven multitud de cisnes y patos que, lejos de temer al ser humano, se acercarán en búsqueda de comida. En el paseo hay restaurantes, comida rápida, heladerías, bares y terrazas, además de los principales hoteles. Pero no solo eso, al lado del paseo hay un precioso parque con calles empedradas que suben al centro de la ciudad.

 

Todo esto y más, imagíneselo, usted pasando las vacaciones en este espectacular paisaje natural, nada más perfecto que eso.

Además, le recomiendo que si está pensando en pasar allí sus vacaciones, lo haga en barco, navegando por esas preciosas aguas y disfrutando de tan bello momento. Se le quedará grabado el viaje en su memoria, será uno de los mejores de su vida, se lo aseguro.

Si le gustaría saber más, le dejo aquí una página en la que podrá encontrar la opción que más se ajuste a su gusto para disfrutar de las vacaciones perfectas. https://vientoaparente.com/es